REHALA

REHALA

Por medio de este blog se pretende dar a conocer a todo aficionado al mundo de la caza y los perros,las rehalas que montería tras montería realizan esa labor tan poco valorada pero tan imprescindible en nuestras agrestes sierras.

UNA REHALA

UNA REHALA

No hay verdadera montería sin perros. Cuando se montea de verdad, es decir, con todos los elementos que el caso requiere, y entre ellos, y en lugar preeminente, varias rehalas punteras, éstas lo van diciendo todo. Lo van diciendo todo al que sabe escuchar, que no es fácil. Si sabe escuchar, aunque le haya tocado un puesto en que, por mala suerte, no haya tenido vista sobre el terreno, se habrá podido dar perfecta cuenta -siempre y cuando los perros sean de calidad- de todo cuanto ha sucedido en el día. Desde la hora en que se soltó hasta en la que se terminó la batida: de si ha habido interés o no, de si se ha tirado bien o mal, de si la caza ha corrido en dirección que convenía, de si se ha vuelto o de si no ha salido. En fin, de todo se habrá enterado y bien poco será lo que le puedan contar los que han tenido la suerte de presenciar el conjunto.

Veinte Años de Caza Mayor. Conde de Yebes.

EL PERRO DE REHALA

EL PERRO DE REHALA

El buen perro de rehala, sea cualquiera su clase, desde el puro podenco envelado y peliduro al de padres desconocidos y tipo inverosímil -que los dos pueden ser de punta-, requiere, entre otras, las siguientes características principales: fuerza, coraje, perseverancia, vientos y dicha. A cuál de ellas mas importantes, y si no las reúne es un perro incompleto.

Veinte Años de Caza Mayor. Conde de Yebes.

sábado, 20 de febrero de 2010

Una triste noticia

Se nos ha ido un gran montero y mejor persona, Rafael Carranza, El Carri. Se ha marchado de repente, sin tiempo para despedirse de tanta y tanta persona como le apreciabamos.

En el recuerdo, siempre tendré su sonrisa contagiosa y el cariñoso saludo que me dispensaba. En casa de nuestros amigos los Spínola, en La Aljabara, coincidí por ultima vez con él está temporada. Siempre en compañía de su familia, su mujer Menchi y su hijo Falele, formaban un trio muy querido en la Córdoba montera.

Carri, ya te echamos de menos. Descansa en paz.

Rafael Carranza, El Carri, junto a su hijo Falele.

6 comentarios:

  1. Mi mas sincero sentimento a su familia y amigos, desde AMIGOS MONTEROS, sabemos que no hay palabras para definir vuestro dolor y sentimentos, como compañeros cinegéticos que somos,DESCANSE EN PAZ. Y aqui estamos para lo que podais necesitar.. Abrazos a la familia.
    Eufemio.

    ResponderEliminar
  2. Supe de la muerte de Rafael en "Los Bonales", montería en la que se rezó por nuestro compañero en la sierra. No lo conocí personalmente, pero siendo amigo como era de Jose Miguel, al que si conozco, no me queda la menor duda de era una excelente persona.
    Descanse en paz y más sentido pésame a la familia.

    ResponderEliminar
  3. TU RECUERDO Y TU ALEGRIA SIEMPRE ESTARA CON NOSOTROS. FUISTE AMIGO INCONDICIONAL, SEÑOR EN EL MONTE Y EN EL ASFALTO, BUENA PERSONA PARA QUE DECIR MAS.ESPERO QUE DESDE ESA TRAVIESA DEL CIELO EN LA QUE AHORA SEGURO TE ENCUENTRAS, DESCANSES Y PAZ.

    ResponderEliminar
  4. Veo que siempre supo rodearse de Personas de Bien. Gracias a todos, de corazón, por vuestro sentido homenaje. Dios os guarde.

    ResponderEliminar
  5. Muchisimas gracias a todos,de verdad. Mi padre estaría muy feliz de leer este artículo y tanto apoyo.

    ResponderEliminar
  6. LO SENTIMOS DE CORAZON Y COMPARTIMOS VUESTRA PENA. BESOS PARA MENCHI Y FALELE.DESCANSE EN PAZ

    ResponderEliminar